Inicio Covid 19 COVID-19: Corremos contra el tiempo

COVID-19: Corremos contra el tiempo

48
0
Covid Mapa Rep. Checa
Nueve de las 14 Autonomías Checas tienen ahora color rojo. La covid-19 se esparce sin control y de manera comunal

Praga (irozhlas.cz) – La situación epidemiológica en la Rep. Checa es bastante seria y corremos contra el tiempo. Los hospitales checos tiene capacidad de recibir a un máximo de 4 500 pacientes contagiados de la covid-19. De eso, mil pueden ser tratados en las unidades de cuidado intensivo. Sin más ayuda del Estado, esa cantidad no alcanzará a cubrir el embate de nuevos infectados que se viene. Según los pronósticos del Gobierno, a fin de este mes podríamos tener hasta 8 000 hospitalizados. La capacidad quedará saturada el próximo miércoles.

En el “Covid Mapa” de la Rep. Checa, publicado hoy viernes, nueve de las 14 Autonomías de la Rep. Checa aparecen en rojo. Esto quiere decir que el nivel de contagio es ya al grado comunitario y no se puede hacer un trasado entre los contagiados y el foco de infección. El cuadro se complica. Así que el Gabinete ha decidido que el Ejército Checo construya un hospital de campaña en el área del Centro de Ferias Praga Letñany, que servirá exclusivamente a los que tienen covid-19.

El hospital de campaña

El hospital se empezará a construir mañana sábado y deberá estar listo en 10 días, según informó el ministro de Defensa, Lubomír Metnar. Tendrá 500 camas y será atendido no sólo por el personal militar sino también civil. “En primer lugar, ese hospital atenderá a Praga y Bohemia Central. Aunque lo podrá aprovechar todo el país”, informa el Gobierno. Ayer los militares hicieron la inspección en Letñany, para tener una clara idea sobre cómo tienen las instalaciones eléctricas, el retiro de desperdicios y la canalización. Los propietarios del centro de ferias dicen que sin problemas se pueden usar los cuatro pabellones que tienen.

“Tenemos que, rápidamente, construir capacidades de respaldo, esa es la tarea absoluta. No tenemos tiempo, la previsión no es buena, los números son catastróficos. Ciertamente que estamos en apuro, en un apuro muy grande. Como necesitamos más capacidades, incluso hemos contactado a las instalaciones en los balnearios y hasta he hablado con el Gobierno de Bavaria, el cual nos ha prometido su ayuda en caso de que nuestros hospitales queden abarrotados. Aunque nuestro deseo es poder manejar por nosotros mismos el problema. Por lo que también trabajamos en aumentar las capacidades normales en los hospitales”, indicó en rueda de prensa el primer ministro, Andrej Babiš.

El material preparado por el Gobierno, habla de la necesidad de preparar el Sistema Sanitario para pasar al régimen donde hay una cantidad masiva de personas afectadas. El hospital de campaña en Letñany será el primero. Se han planificado alrededor de 4 000.

El Hospital Praga Na Bulovce tiene un departamento especializado en lo que es infectología

Los nuevos infectados

Durante el día de ayer, y hasta la tarde, hasta las 18hrs, la Rep. Checa había registrado 5 560 nuevos casos de contagiados con covid-19. Es decir 119 menos que lo marcado el día anterior y que fue todo un récord. Así, la cantidad de enfermos activos en este momento superá las 82 000 personas. La mayoría muestra cuadros leves de síntomas de la covid-19, pero, al mismo tiempo, aumenta rápidamente la cantidad de hospitalizados. Ayer, los laboratorios realizaron 34 612 pruebas, lo que es la mayor cantidad en un día.

La cantidad de enfermos con covid-19 hospitalizados saltó ayer en 242 personas, para llegar a 2 920. Del total, con un cuadro serio de la enfermedad tenemos a 543 pacientes. Es decir 25 más que el miércoles. Y sobre el número de muertos, durante el jueves aumentaron en 46, para llegar al total de 1 218. Lunes sigue siendo el día récord en el número de muertos: 62. Según se desprende de la información que proporciona de manera oficial el ministerio de Salud.

La fuente destaca que el miércoles y por segundo día consecutivo, los laboratorios lograron realizar la mayor cantidad de pruebas diarias: 34 612, es decir casi 3 600 más que el martes. El 27,6 por ciento del total analizado dio positivo. Miércoles, recordemos, sigue como el día con el nivel récord de nuevos casos confirmados: 9 544. Desde marzo, cuando reventó la pandemia, los laboratorios han confirmado el contagio del sars-cov-2 en 144 849 personas. Por el momento, casi cuatro de cada diez se ha curado.

El ministerio de Salud indica que durante octubre la cantidad total de casos aumentó en más del doble. Y desde inicio del presente mes, la Rep. Checa tiene mayores incrementos diarios de nuevos contagiados que Alemania, que es mucho más grande. Con respecto a fines de septiembre, casi se triplicó el número de muertos e incluso se casi triplica el número de hospitalizados y de los pacientes en estado grave.

La enfermedad se esparce con mayor rapidez en la zona de Uherské Hradišťe, en donde, durante los últimos siete días alcanzan un promedio de 695 nuevos casos de infectados por cada 100 mil habitantes. Le sigue Pilsen Norte y Příbramsko, ambas zonas con un coincidente 632 personas contagiadas. Un promedio de menos de 200 tienen, en este momento, sólo en: Mostecko, Chebsko, Jičínsko, Břeclavsko y Karlovarsko.

Los especialistas en higiene insisten en que las personas debemos guiarnos por la regla básica: usar la mascarilla, lavarnos regularmente las manos y mantener una distancia de separación de dos metros. Debido a que no se logra aplanar la curva de nuevos contagios, desde el miércoles se endurecieron varias medidas antiepidémicas. Toda las escuelas, desde la educación básica a la superior pasaron a las clases a distancia, excepto las clases para niños con necesidades especiales. Están cerrados los restaurantes, bares y clubes. Están prohibidas las actividades culturales y deportivas. Y se permite que hasta 6 personas puedan reunirse en un mismo sitio público.

A los hospitales les faltarán hasta 5 000 camas

Según el informe presentado por el coordinador nacional para la Atención Intensiva, Vladimír Černý, debido al incremento en la cantidad de pacientes con covid-19 se necesitarán como 5 000 camas más en los hospitales. Y de éstas, al menos 700 deberán tener ventiladores pulmonares.

Además, los hospitales deberán limitar los tratamientos que puedan aplazarse, también deberán dar de alta lo más pronto posible alos pacientes y reservar más camas para preservar el área de tratamiento agudo. Černý usa la información que le proporciona la “Central de Control de la Atención Intensiva” y que publica el “Instituto de Información y Estadísticas Sanitarias”.

De acuerdo a algunos modelos predictivos se desprende que las capacidades actuales podrían agotarse ya a final del presente mes, si no llegan a ser reforzadas. El lunes, el ministro de Salud, Roman Prymula, dijo que se necesitarán hasta 10 000 camas para los pacientes con covid-19, también para los que necesitan atención urgente y tratamientos que no se pueden aplazar. “En este momento, cada hospital prepara las capacidades de emergencia para las camas. Lo que son las camas de los departamentos que en caso de necesidad inmediata y agotamiento de las capacidades existentes se usarán para atender a los pacientes con covid-19. Černý, recordemos, es también presidente de la sociedad especializada “Sociedad Médica Checa Jan Evangelista Purkyñ”, enfocada en la medicina intensiva.

Según las cifras que siguen las capacidades de los hospitales, en este momento el país cuenta casi con el 31 por ciento de las 23 201 camas con oxígeno y el 24 por ciento de las camas en los departamentos de reanimación y anestesiología (UAR) y las unidades de cuidado intensivo (CUI). Sólo que debemos considerar que esas camas las usan también los pacientes que han sufrido accidentes o que tienen otras complicaciones grave en su salud.

En este momento se encuentra libre casi el 48 por ciento de los 1 837 ventiladores pulmonares, el 72 por ciento de las 316 máquinas que suplen las funciones renales CRRT y el 84 por ciento de las 73 máquinas ECMO, que garantizan la oxigenación de la sangre fuera del cuerpo. Los hospitales están desde el mes pasado aumentando sus capacidades con camas, comparando con lo que hubo hace una mes, hay como 700 más (con oxígeno) y 140 camas más en las unidades de CUI y UAR. Y sólo durante los últimos siete días hay 46 camas más en CUI, gracias a lo cual la capacidad libre pasó de 22,4 a 24 por ciento.

Černý subraya que al día de hoy, las cifras sobre capacidades de camas y máquinas son suficientes para poder enfrentar la cantidad actual de pacientes con covid-19 y que demandan hospitalización. Y en las Autonomías de Praga, Bohemia Central y Olomouc el sistema llega ya tener incluso menos del 20 por ciento de sus capacidades libres. Esto hace que los hospitales tengan que admitir los ingresos sólo de pacientes que requieren un tratamiento intensivo o que no puede posponerse. Desde el lunes que viene, se dispondrá un control coordinado de las capacidades de camas para poder distribuir mejor a los pacientes. De tal forma que se aprovechen los hospitales con menos cargas de pacientes con covid-19.

Toda Praga