Inicio Que visitar El Palacio “Diamant”

El Palacio “Diamant”

85
0
La imponente entrada en piedra, al puro estilo cubista

Praga – La capital checa es particular, ya que posee el estilo cubista en forma de arquitectura. Si pasea por la calle Lazarská 82/1, a unos metros de la Av. Nacional o de la Av. Wenceslao; encontrarán el “Palacio de Diamant”, un edificio construido en estilo cubista entre los años 1912 – 1913. Pero hay que destacar que el cubismo en la arquitectura por lo general sólo se presenta en las fachadas, no en los interiores, aunque siempre existen una excepciones como el palacio Diamant y la casa de la “Madre Negra de Dios”, o la “Virgen Negra” en la calle Celetná.

El Palacio Diamant desde la calle Lazarská

Los  arquitectos fueron  E. Blecha y E. Kralik y está en el emplazamiento del antiguo Monasterio de la Trinidad. El palacio le debe su nombre a sus decoraciones internas que son cubistas también. El cubismo en la arquitectura es muy especial ya que sólo en Chequia podemos encontrar casas o edificios en este estilo; hay que decir que no existe un movimiento cultural que haya tenido éxito sin tener una base ideológica y en Chequia eso tiene un doble sentido ya que desde que los checos perdieron la “Guerra de los Treinta Años”, la política se empezó a manifestar a través de las artes plásticas, la música y las artes escénicas.

Pero, la arquitectura por su costo y el hecho de que prácticamente Fernando II acabó con la nobleza checa en 1421, cuando los protestantes checos fueron derrotados en la Batalla de la Montaňa Blanca, no se había manifestado de forma nacionalista. A partir del siglo XIX la arquitectura toma un papel de vanguardia. En donde, al principio arquitectos como Josef Mocker, empiezan a reflejar el orgullo nacional con construcciones de estilo neo-góticas, para traer a la memoria de la población el recuerdo del emperador germánico románico Carlos IV, la figura más importante de Chequia hasta ese momento.

Luego los más novedosos como Blecha, Kralik, Goćar entre otros empezaron manifestarse a través del cubismo. El cual fue evolucionando para crear un estilo muy propio de los checos que se conoce  de forma coloquial como el “Rondo Cubismo” pero que en verdad se llama arte “Cívico”. El rondo cubismo se caracterizó por abarcar todas las artes, inclusive penetró en la moda checa del momento y en la pintura coqueteo con el Arte Deco. Este estilo todavía en los primeros años del socialismo checoslovaco se utilizó en los relieves arquitectónicos de los edificios comunistas.

Por ejemplo, en “Muzeum”, casi enfrente de la estatua de San Wenceslao hay un restaurante muy famoso de comidas rápidas. Ese edificio que fue bombardeado durante la segunda Guerra Mundial, se llamaba “La Casa de los Supermercados” y en la puerta del actual restaurante se pueden ver cuatro relieves, muy interesante por que nos hablan de los trabajos que se hacían en el supermercado de la época.

En el primero veremos a un hombre  trabajando el trigo con un tractor y una mujer con una vaca, lo que nos dice que en ese primer piso seguro vendían durante el socialismo todos los productos hechos de trigo o cereales y productos lácteos como por ejemplo: Panes, yogures, quesos, cervezas y leche.

En el segundo podemos notar a un seńor sentado bebiendo algo y un niňa delante de una torta ambos están en una mesa, él sentado y la chica dándonos la espalda, delante de la mesa. Lo que nos demuestra que allí había un restaurante tipo autoservicio que vendía salchichas tipo alemanas, cerveza y ensaladas con mucha mayonesa.

En los otros vemos trabajando a unos asiáticos y algunos mulatos lo que nos hace suponer que allí tenían producto traídos de Asia, de Cuba y países africanos que estaban dentro de la órbita socialista. Es interesante pues en algunos bancos de la primera república también podemos ver estatuas o relieves que hacen referencia a los trabajos que hacían los checos en el país, como se puede ver en el “Banco de los Legionarios”.

Pero, volvamos a “Diamant”. Tal vez el mayor atractivo del cubismo está en el hecho, de que nos demuestra la lucha de un pueblo que buscaba su identidad nacional y su propia autonomía  política, el “Palacio Diamant” es un ejemplo vivo. Junto de este edificio podemos ver la iglesia de la Santa Trinidad, en donde hay una estatua muy llamativa de Juan de Nepomuk del escultor barroco M.V Jäckel , pero que le colocaron una aureola cubista del escultor A. Pfeiffer en el año 1913.

A la derecha la Iglesia de la Santa Trinidad, a la izquierda el Palacio “Diamant”

La iglesia en cuestión data del año 1713 y es del arquitecto O. Broggio, era de los Trinitarios, formaba parte de la Iglesia Católica  Griega y la sede de los católicos eslovacos griego-ortodoxo en Praga.