Inicio Que visitar La Casa de la Rueda de Oro

La Casa de la Rueda de Oro

67
0
Junto al Teatro de los Estamentos, donde tocaba a gusto Mozart, está la calle Rytiřska… y ahí la Casa de la Rueda de Oro

Praga – En la calle Rytířská 18, encontrarán “La Casa de la Rueda de Oro”, que data de 1787. En realidad su significado es un poco dudoso… en la parte superior de la fachada hay dos ángeles que se encuentran abriendo ligeramente la lápida de una tumba y allí se pueden notar dos caras irreconocibles.

También en el fronticio veremos una rueda dorada con 8 radios, de la cual proviene el nombre de la casa. de un costado de la rueda se puede ver el rostro de la diosa Atenea con uno de sus atributos que es la corona que es la cabeza de Medusa y del otro lado la cabeza de Mercurio coronado con un caduceo.

Lo que hace pensar que la rueda en un símbolo alquimista es la ubicación de esta vivienda en la ruta o mejor dicho el Camino Real, sin embarg,, la rueda por si sola representa -haciendo la salvedad que aquello que la simbólica manifiesta dentro de sí- en lo más hondo de su intimidad, no es sino la totalidad del cosmos, actual y constante, pues ella misma, la Cosmogonía Perenne y Universal -y no sólo la ciencia que trata de ella-, válida para todo tiempo y lugar en la dimensión de lo humano, no es nada más que un símbolo de algo mucho más amplio que la trasciende, ya que puede ser concebida y explicada como una modalidad arquetípica del Ser Universal. 

Detalle a la cara principal de la Casa de la Rueda de Oro

Durante el proceso alquímico la materia se coloca dentro de un recipiente especial y se introduce en el horno (atanor).: este proceso con el que se empieza a transformar la materia comienza con una rueda de los elementos que empieza a girar lentamente con la ayuda de una llama secreta. Lo que podríamos llamar el fuego de la rueda cuando este comienza ya no se puede parar, este momento en la alquimia se representa con una rueda.

Es interesante que el símbolo que se usa para representar el proceso del fuego secreto es ella misma rueda que tiene la casa en su parte frontal.

El fuego también en la cabalística representa la invocación mnemotécnica rota (el arte de la memoria).  Yates nos conduce por las etapas y tradiciones del arte de recordar y de sus sucesivas reelaboraciones. La imagen más popular sobre la memoria que ha pervivido hasta hoy  se conoce como “el Palacio de la Memoria”. La memoria es como un palacio con distintos lugares , lo que sea desea recordar se debe almacenar en lugares diferente.

Gracias a la mnemotécnica rota rápida y repetidamente. Constantemente se revela la relación secreta con el libro de los libros: el Tarot. La rotación transforma de todos los componentes de la materia terrestre de forma permanente vuelven a convertir en materia, los componentes que se mezclan permanentemente son el fuego, el aire y el agua.

Por eso Atenea es la protectora de la rueda ella es la diosa de la sabiduría. En la mitología griega Atenea es hija de Zeus, nació ya adulta, de su frente, cuando Hefesto abrió le abrió la cabeza con un hacha para curarlo de los dolores que le atormentaban. Atenea es la diosa de la sabiduría, de las artes y de la artesanía. Representa la inteligencia creadora.  

Por otro lado otra interpretación que se le puede dar a la rueda es que también puede representar a los viajeros y comerciantes lo cual no sería a raro pues según las mismas crónicas de Cosmos y las de Jakub Ibrahim un árabe judío ya desde el siglo 9 los alrededores del castillo y el mismo castillo eran centro comerciales donde los viajeros podían comprar especies  y esclavos y para los romanos Mercurio era hijo de Júpiter y de Maia, la hija del Titán Atlante. Desempeñaba el oficio de intérprete y mensajero de los dioses, y era dios de los viajeros, del comercio, de la elocuencia y de los ladrones. Los romanos lo adoptaron del dios griego Hermes